El Wing Tsun y su aplicación práctica

El Wing Tsun y su aplicación práctica

El Wing Tsun y su aplicación práctica

 

Mucho se ha hablado y se habla en relación a la aplicación del wing tsun ante situaciones reales de combate. Lo primero que deben saber todos aquellos que se estén iniciando en este mundo es que el wing tsun no es un deporte, es decir, no existen reglas que limiten la capacidad de actuación del practicante a la hora de hacer frente a una situación real. Por ello debemos tener claro que es un sistema destinado única y exclusivamente a ser efectivo, al combate. Para obtener la efectividad deseada debemos seguir una premisa inquebrantable y que puede parecer excesiva, pero es absolutamente necesaria para que el sistema adquiera la eficacia que buscamos: Si peleas no tengas piedad, si tienes piedad no pelees.

Si somos capaces de fusionar los conceptos teóricos previamente adquiridos con una actitud agresiva y decidida ante el entrenamiento y el combate tendremos éxito, sino, la resolución del conflicto ya no estará ni en manos del sistema ni en las nuestras, y eso es peligroso. Con esto no quiero decir ni mucho menos que debamos ser personas agresivas ni que todo el entrenamiento deba girar en torno a estos aspectos, solo digo que cada situación en la vida requiere una actitud concreta, y tan malo es fallar por un lado como por otro. Dicen que la persona culta es la que utiliza el registro adecuado para cada situación, pues lo mismo ocurre con el combate, si peleas, peleas.

La triste realidad es que todavía queda gente que piensa que puede defenderse siguiendo un entrenamiento basado en la teoría y la relajación.
Bien es cierto que el Wing Tsun está pensado para gente normal, gente que desea sentirse segura en caso de ser agredido por una persona normal, y cuando digo normal me refiero a personas que no tengan conocimientos ni experiencias dilatadas en combate. Bien, eso es cierto, pero que nadie piense que porque la persona que tenemos delante no es un free fighter consagrado no es peligrosa, de hecho cualquier persona en un momento concreto puede ser tremendamente peligrosa, hasta para el más experimentado de los luchadores, la calle es peligrosa. Con esto quiero decir que sin entrenamiento real ( siguiendo siempre de manera estricta las premisas teóricas del sistema ) y sin actitud ofensiva el sistema no funciona, con nadie, y no te quiero contar si hablamos de medirnos con una persona entrenada, un buen boxeador, un kick-boxer duro y trabajado… Que el wing tsun facilite el camino a aquellas personas que no han sido agraciadas con una complexión física potente o con una habilidad innata es una cosa, pero otra muy distinta es que lo haga todo… Alguien muy listo ha puesto un ferrari a nuestra disposición, ahora es trabajo del practicante aprender a sacarle partido, y para ello hay que hacer algo más que dar vueltas a la manzana con él, hay que aprender a pilotarlo al límite, ante situaciones extremas, eso es sacarle partido.
Un ejemplo, ¿alguien en su sano juicio piensa que con un entrenamiento tranquilo y distendido puede defenderse de un peleador de muay thay cuya única ocupación es sacar día a día, con el máximo esfuerzo, un rendimiento extra a la potencia de sus golpes o a la velocidad de sus esquivas?, no lo creo… Si queréis aprender a ser efectivos debéis entrenar de manera efectiva. A las pruebas me remito, ¿cómo se entrenaba antes el wing tsun? de manera efectiva. ¿qué resultados obtuvieron? los mejores peleadores que probablemente habrá en mucho tiempo, Tassos, Sally, Turan, Emin… No hay misterios, solo trabajo esfuerzo y sacrificio.
Desde Health and Combat Wing Tsun animamos a todos los practicantes a comprometerse con el trabajo duro tanto a nivel teórico como a nivel práctico con la intención de volver a conseguir algún día un nivel de wing tsun parecido al de esos maestros que tanto nos inspiran a todos independientemente de la asociación a la que pertenezcáis unos u otros.
Un Saludo
Atentamente:
Miguel López-Roberts

 

About the Author

3 Comments

  • DVT.ESPAÑA marzo 24, 2011 at 7:04 pm

    Miguel, me parece muy acertado este articulo, y susbcribo palabra a palabra todo lo que has escrito, tiene que haber un equilibrio en el entrenamiento y no centrarse solo en una faceta del estilo, un buen entendimiento de las formas y los conceptos del *ing *un ,junto con unas buenas sesiones de sparring bien equipados con protecciones adecuadas desde el primer grado de alumno, cambia el asunto de manera sustancial.

    sin un trabajo de sparring bien planteado todo se queda en NADA.

    tengo que felicitaros por este blog, ya que creo que sera un buen punto de encuentro entre wingchuneros de todas las organizaciones y gente tambien de otros estilos por supuesto, esto es lo que hace falta, dialogar y compartir para que salgamos todos ganando.

    un abrazo

    Ivan

  • Susana marzo 27, 2011 at 4:59 pm

    Como mujer practicante de WT, he de decir parafraseando a Sun Tzu que ” El conflicto es una parte integral de la vida humana. Está en nosotros y en nuestro entorno. En ocasiones podemos evitarlo habilmente pero en otras hemos de ir a él directamente ”
    Partiendo de esta premisa y admitiendo que de forma general las condiciones biológicas de hombres y mujeres en algunos casos no pueden equipararse, la práctica del WT proporciona a las mujeres un sistema eficaz y efectivo para lograr un resultado victorioso ante situaciones indeseadas.
    A través de un entrenamiento exhaustivo y técnicas de combate correctamente aplicadas lograremos en caso de conflicto suplir carencias tales como la fuerza del oponente.
    Felicidades a Health and Combat por tender este puente entre la tradición y la tecnología que tanto beneficiará al Wing Tsun en general y a los que estamos recorriendo este prodigioso camino en particular

    Un Saludo,

    Susana

  • Alejandro TigreDARK marzo 30, 2011 at 10:04 am

    Miguel muy bien dicho.
    Se aprecia el interes del debate!
    Esperemos que todos opinen sobre el tema poco a poco!
    Espero que vengan al proximo seminario!

    Ale